Archive

enero 2021

Browsing

Entrevista original en Inglés

Entrevista doblada al español

Para empezar, me parece importante definir que es un Arabe Israeli, que significa ese término – Pues les quiero contar que se considera Arabe Israeli a una persona que practica la cultura árabe, o el idioma árabe es su lengua madre y al mismo tiempo tiene ciudadania Israeli, esos son los árabes israelíes. 

Debido a que este es un tema poco mencionado en el mundo, apuesto que muchos de ustedes no saben que los árabes israelíes representan un 21% de la población del estado de Israel. Pues de un total de 9.2 millones de ciudadanos que tiene Israel, 1.93 millones, pertenecen a este grupo étnico. 

Si no habían escuchado de ellos nunca, me imagino que se preguntaran, cuál es su origen? Pues para responderles, nos tenemos que devolver un poco en la Historia.

Orígen

Llegamos a los años pre primera guerra mundial, en esa época, el territorio de Israel estaba bajo las manos del Imperio Otomano. El fin de la primera guerra mundial, trae también el fin de este imperio colosal. 

Para este momento, tanto los Judíos como los árabes de la zona tenían aspiraciones nacionalistas y tenían como objetivo fundar un estado independiente. Con los árabes me refiero a los árabes de todo el medio oriente, que sus territorios, estaban también bajo el imperio otomano. 

El mundo árabe en esos momentos tenía varias opiniones diferentes sobre cómo serían las dimensiones y características de este hogar nacional al que aspiraban. Había corrientes que pretendían crear un solo país árabe que se extendiera desde la península arábiga hasta Siria. Entre ellos, algunos opinaban que se debería separar la religión del estado y que este país debía tener dos capitales, una política en Damasco, y una Religiosa en la Mecca. Aparte de eso, había también ideas nacionalistas más religiosas y había nacionalismos más locales.

En el caso de los judíos, la idea nacionalista era una sola que aunque dentro de ella tenia varias corrientes, la idea general era la misma: Fundar un estado judío en la tierra de Israel. Este nacionalismo se llama Sionismo. 

El punto, es que tanto los judíos como los árabes del medio oriente, tenían en su interés, la caída del imperio Otomano para así poder realizar sus ideas nacionalistas. Y de hecho, cada uno de estos grupos ayudaron por su lado a los británicos que eran los enemigos de los otomanos en la primera guerra.

Cuando cayó este imperio, el territorio del medio oriente cayó en manos británicas y entre guerras, tanto los judíos como cada una de las corrientes del mundo árabe, lucharon para conseguir realizar su idea nacionalista. 

Después de la segunda guerra mundial, poco a poco y por diferentes razones los británicos y en el caso de Siria y Líbano, los franceses fueron otorgando independencia a los países árabes que en su mayoría, sus fronteras fueron definidas por estas potencias. 

Ahora que entendemos esto, hagamos “zoom in” a lo que es Israel o como se llamaba en esa época este territorio, la palestina histórica. Nombre que le pusieron a esa tierra los romanos en las épocas de las rebeliones judías en el primer siglo después de la era común para desconectar la identidad judía de ese territorio. 

Este territorio era un poco más complicado, pues había dos poblaciones diferentes con ideas nacionalistas sobre la misma tierra, y estas eran los judíos y los árabes de la zona. Es por eso que  en el año 1947, la ONU sacó una propuesta de partición de la tierra, para que estos dos grupos étnicos pudieran fundar su país. 

Esta división se hizo acorde a la ubicación geográfica de las poblaciones. Cuando esta propuesta fue presentada a los judíos y a los árabes por la ONU, los judíos la aceptaron y los árabes la rechazaron.

Hay varias teorías que he escuchado que explican la razón por la cual los Árabes de la zona no aceptaron la propuesta  de partición. La más común es que ellos estaban muy confiados en el apoyo del resto del mundo árabe y aceptar esta propuesta sería reconocer al estado judío y olvidarse de recibir la totalidad de la tierra. Creían los árabes de la zona que los judíos no tenían chance de prevalecer allí a largo plazo sin su reconocimiento.

Apenas los judíos aceptaron esta propuesta de partición de la ONU, empezó una guerra entre los árabes de la zona y los judíos que duró desde noviembre del 47 hasta mayo del 48.

Finalmente, el 14 de mayo de 1948, con la retirada inglesa de la zona, el estado de Israel declaró oficialmente su independencia. En este momento es que pasa de ser una guerra civil a ser una guerra internacional. 

Es ahí cuando Jordania, Siria, Egipto, Líbano e Irak, atacan al recién nacido estado de Israel que ni siquiera tenía un ejército organizado. Todos estos países se oponían a un estado judío en lo que según ellos, debía ser tierra del Islam. Además, estos países estaban ahí apoyando a la población árabe de la zona con el objetivo de levantar un estado en todo el territorio, sin respetar la propuesta de partición que la ONU había hecho en 6 meses atrás. El objetivo, era borrar del mapa al recién declarado estado de Israel. 

Mientras que cinco ejércitos mas milicias árabes de la zona lo atacaban, Israel seguía formando su ejército con ayuda de los judíos de todo el mundo y la unión de las milicias judías pre independencia. 

Durante esta guerra, que duró hasta 1949, Israel logró defender sus tierras y asegurar su existencia. Israel logró tomar una gran parte del territorio que es parecido a lo que es Israel hoy en día, sin Gaza que quedó en manos de los egipcios, sin Judea y Samaria que y sin Jerusalén que quedaron en manos de los jordanos. Se preguntaran que paso con los árabes que vivían allí. 

Pues les quiero contar que esta población se dividió en 2 partes. La primera, como consecuencia de la guerra salió de esta tierra y así se convirtieron en los refugiados palestinos de los que tanto se habla hoy en día. Ahora, este es un tema muy polémico porque las causas de su salida son discutidas y  hay diferentes posiciones al respecto. 

Por un lado, el liderazgo árabe de la zona junto con la liga árabe, que era la unión de países árabes, estaban seguros de que iban a lograr derrotar al estado de Israel, y así prometieron a la población árabe de la zona. Razón por la que les aconsejaron salir de la zona de guerra hasta que  eso pasara y entonces podrían regresar a fundar un estado palestino en la totalidad del territorio. Como todos sabemos, este plan de borrar a Israel del mapa no funcionó, y estas personas que salieron, no pudieron regresar como les fue prometido por sus líderes.

También, hay otras teorías que dicen que muchos árabes de la zona salieron de allí por las hostilidades de la guerra y por miedo. Creo yo que la explicación no es 100% una o la otra, que no es blanco y  negro, sino que en cada uno de los casos habará habido una razón especifica para salir, lo que representa una escala infinita de grises. Este es un tema muy complejo, por lo que lo dejaremos hasta aquí y hablaremos de él en otro episodio del programa.

Esta es solo una de las dos partes en las que se dividieron los árabes de la zona. La segunda parte, no salió del territorio, se quedó allí. Cuando se consolidó el estado de Israel después de la guerra, toda esta población recibió ciudadanía israelí como cualquier otro habitante que estuviera viviendo en el territorio del nuevo estado. Y estos son los árabes israelíes que conocemos hoy, quienes han sido ciudadanos de Israel desde los primeros momentos y hasta ahora. 

Ahora que entendemos que son los árabes israelíes, vamos a ver cómo se ha desarrollado esta población dentro del Estado de Israel.

Demografía

Ahora, como mencionamos anteriormente, los árabes constituyen un 21% de la población israelí. Y dentro de este grupo, hay  ciudadanos de diferentes grupos religiosos. El más grande es el musulmán, que constituye un 70% de la población árabe israelí. Además existe un grupo grande de Árabes cristianos, que conforman un 9% de esta población. Seguidos, están los Drusos que son un 7,5 %. Y el resto, está constituido por otros grupos religiosos tales como los bahai.

Los musulmanes ciudadanos de Israel, son en su gran mayoría sunitas y se encuentran repartidos por todo el país. Dentro de ellos hay dos grupos, los que están asentados en diferentes ciudades y pueblos por todo el país; y por otro lado están los beduinos, que se encuentran en su mayoría en el desierto del Negev además de tener algunos pueblos en el norte de Israel. 

En cuanto a los árabes cristianos, hay tanto pertenecientes a la iglesia católica como a diferentes corrientes ortodoxas como la armenia, la griega, la etiope y la rusa. La mayor concentración de árabes cristianos está en la ciudad de Nazaret que queda en el norte del país, además hay comunidades grandes en las ciudades de Haifa y Jerusalén. 

Los drusos, son un grupo religioso diferente, con cultura árabe. La religión drusa se desprendió completamente del Islam Chiita en Egipto hace cientos de años. Hoy en día hay  drusos solo en Israel, Líbano y  Siria. Algo muy particular de este grupo religioso, es que le son fieles al país donde residen. Es por eso que en Israel, un porcentaje muy alto de los hombres drusos se enrola a las fuerzas de defensas israelíes. Como ellos, también hay una porción grande de beduinos que se enrola al ejército y conforman unidades de rastreo en el desierto y los bosques del país, cosa que saben hacer muy bien de acuerdo a sus tradiciones culturales. 

Por último están los Bahai, una religion que también se desprende del Islam hace cientos de años. Esta es una religión que se conoce por ser pacifista. Los Bahá’ís en Israel están concentrados en las ciudades de Haifa y  Acre, lugares donde tienen sus  jardines sagrados.

Árabes Israelíes Hoy

Los árabes israelíes tienen exactamente los mismos derechos que los judíos en el país, pienso yo que es por eso que los grupos anti Israel no los mencionan mucho ya que esto tumba su alegación de que el estado de Israel es un estado apartheid o racista.  

Entre los derechos más importantes del ciudadano israelí, están el derecho a votar y a ser elegidos para cargos públicos. Es por eso que en el parlamento Israeli, hay también representación árabe. 

Hay varios partidos árabes que se lanzan a las elecciones. En los últimos años, estos partidos se unieron y así crearon un nuevo partido llamado “La Lista Conjunta”. En el parlamento actual, este partido posee 15  de los 120 escaños disponibles en el parlamento Israeli, de acuerdo a los porcentajes de votación en las elecciones.

Aparte de eso los árabes israelíes gozan de libertad religiosa, y es más, los días santos musulmanes, son también considerados vacaciones en el estado de Israel y aparte de eso, cualquier lugar de culto de cualquier religión es respetado y conservado en Israel.

Y ahora sin más preámbulo, vamos a hablar con Rawan Agbaria, una oradora pública árabe Israeli perteneciente al grupo religioso musulmán.  Vamos a escuchar algunas de las opiniones y experiencias de vida de Rawan como árabe israelí. 

Ayer 10 de Enero, el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, quien fue también el primer vacunado del país en contra el virus COVID19, recibió su segunda dosis de la vacuna de Pfizer. 

Asimismo, Israel ya vacunó al 19% de su población con la primera dosis y a partir de hoy, esta población, empezará a recibir la segunda. 

Lo que significa que ya dentro del próximo mes, un quinto de la población israeli será inmune en un 95% al virus e Israel ha aprovechado esta situación ventajosa para armar un plan de acción que progresivamente lleve al país de vuelta a la normalidad.

El sistema funciona así: El gobierno Israeli empezara a emitir dos nuevas credenciales para sus ciudadanos: la credencial de vacunación y el pasaporte verde.

Estas dos credenciales pueden ser descargadas por medio de las aplicaciones de los seguros de salud públicos, después de ser vacunadas con la segunda dosis, haberse curado del virus o presentar prueba de anticuerpos del COVID 19 en su organismo. Cada una de estas credenciales traerá diferentes beneficios a su portador.

La credencial de vacunación permitirá la extensión de cuarentena después de haber estado en contacto  con un enfermo y después de haber llegado al país del extranjero. Adicionalmente, la credencial también exentara a sus portadores de tener que presentar pruebas negativas de COVID para viajar o para entrar a islas verdes dentro de Israel como lo son la ciudad de Eilat y la zona del mar muerto.

La segunda credencial, denominada por el gobierno Israeli como “El Pasaporte Verde”, va a servir para que los ciudadanos que lo porten, puedan entrar a actividades que se reanudaran solo para ellos. Entre estas actividades se encuentran: la asistencia a eventos culturales tales como  cines y teatros, eventos deportivos, restaurantes y cafés. 

Ahora, seguro se están preguntando: ¿Qué pasará con la población que no tiene la posibilidad de vacunarse, tales como los menores de 16 o las mujeres embarazadas? 

Pues la solución es la siguiente: cualquier ciudadano podrá recibir un Pasaporte Verde temporal por el lapso de 72 horas después de presentar una prueba negativa del virus. Esto permitirá que la población no vacunada, ya sea porque no están en la población apta para hacerlo o porque aún no han tenido la posibilidad de vacunarse, pueda asistir a eventos sin representar ningún tipo de riesgo para el resto de ciudadanos. 

Así es como el estado de Israel, el país del mundo con más alta tasa de vacunación, planea volver a la normalidad y superar esta etapa de la manera más eficiente.

Espero ahora vean una imagen completa y clara de la situación.

La Zona del Golfo

Para entender esto, me parece que tenemos que aclarar de qué zona geográfica estamos hablando. Pues existe un golfo bordeado por Irán, Arabia Saudita, Kuwait, Bahrain, Qatar, Irak, Los Emiratos Árabes Unidos y Omán. El mismo nombre de este golfo ya causa polémica. Pues este golfo es principalmente conocido como el Golfo Pérsico, sin embargo, este nombre tiene connotación Irani, ya que la cultura Persa es la predominante en ese país. El problema es que varios de los otros países que bordean el golfo, no se llevan muy bien con Irán y por ende se rehúsan a llamarlo “Golfo Pérsico” y lo denominan “El Golfo Arábigo”, nombre de la cultura de estos países. 

Para salir de este golfo al mar abierto, toca pasar por un estrecho llamado el “Estrecho de Hormuz” que está controlado por un lado por Irán y por el otro, por Oman. Este estrecho es muy importante porque todos los países que bordean el golfo, tienen como principal producto de exportación el petróleo, y los barcos llenos de él, tienen que pasar por este estrecho para llegar a mar abierto y así poder comerciar.

Adicionalmente, hay un concejo del cual tal vez hayan escuchado el nombre. Se llama CCG o en Inglés GCC que significa “Consejo de Cooperación para los Estados Árabes del Golfo”. Este concejo, que existe desde el año 81, incluye a todos los países del golfo, menos a Irán. 

El principal objetivo de este consejo es reforzar los lazos entre estos países formando regulaciones similares en varios campos como la economía, el turismo, la legislación, el comercio, la aduana, ciencia, agricultura y otros. Adicionalmente, es un objetivo también la cooperación en el desarrollo científico y entre los sectores privados de cada uno de los países.  

Ahora que ya entendemos un poco mejor sobre la zona del “Golfo Pérsico”, o el “Golfo Arábigo”, como prefieran llamarlo, vamos a hablar un poco sobre el contexto de la crisis que empezó allí hace 3 años. Y se llegó a una solución el pasado 5 de enero de 2021.

La Guerra Fría en el Medio Oriente

Antes de empezar a hablar de esta crisis, tenemos que hacer un zoom out y hablar un poco sobre la “Guerra Fría” que hay en el Medio Oriente, que existe ya hace décadas. La voy a resumir un poco, pero si quieren profundizar más en el tema, los invito a escuchar el episodio del programa que lleva este nombre. 

En el Medio Oriente, hay dos potencias muy grandes que están opuestas una a la otra y se dice que cada una de ellas lidera un bloque de países opuesto.  Por un lado está Arabia Saudita, que representa a la mayoría del mundo sunita del Medio Oriente; y por otro lado se encuentra Irán, quien representa al mundo Chiita. 

Entre estos dos países no hay solo conflicto ideológico ya que pertenecen a corrientes opuestas del Islam, sino que también llevan a cabo confrontaciones bélicas por medio de grupos Proxys que participan en diferentes conflictos que suceden a lo largo del Medio Oriente, tales como el de Siria, Yemen e Irak. Todo esto es una guerra por poder e influencia en la region.

Además de estos bloques, se encuentra Turquía que por su propio lado, también pretende incrementar su influencia en el Medio Oriente. 

Les cuento todo esto para que lo tengan presente y nos ayude a entender, qué fue lo que paso entre los países Árabes del Golfo.

La Crisis entre Catar y el Resto de Países Árabes del Golfo

Entre los países del Consejo de Cooperación de los Estados Árabes del Golfo, el líder natural es Arabia Saudita. Digo líder natural por varias razones: La primera es que entre estos países Arabia Saudita es el más grande y el que tiene mejor capacidad militar. Adicionalmente, en  este país, se encuentran las ciudades de Mecca y Medina, los dos lugares mas santos para el Islam.

La crisis del golfo de la que estoy hablando, es un conflicto entre Catar y el resto de países de la CCG, liderados por Arabia Saudita.

Hasta el año 95, no había ningún problema, y todos los países de la CCG actuaban en coordinación y sin ningún desacuerdo. En el año 95, subió al poder en Catar un nuevo líder. Este se llama Sheikh Hamad Bin Khalifa Al Thani y subió al trono como sucesor de su padre. Este nuevo líder, difteria un poco con las políticas del CCG con las que su padre había cooperado durante todo su mandato. Por eso, desde ese momento y progresivamente, Catar fue independizando sus relaciones diplomáticas, económicas y militares del resto de países de la CCG. 

De hecho en 1996, un año después de que este nuevo líder subió al poder en Catar, hubo un intento de golpe de estado allí apoyado por Arabia Saudita, Bahrein, y los Emiratos Árabes Unidos. Este intento de golpe de estado fue fallido, y así la tensión entre estos países se hizo más severa de lo que era.

Una de las cosas más extremas que hizo Catar, fue empezar a comerciar más con Irán, país enemigo de Arabia Saudita, el líder del CCG. Catar hizo esto debido a que estos dos países comparten el campo de reservas de gas natural más grande del mundo, este produce un 13% del gas natural a nivel mundial. 

Además de eso, Catar dejó de criticar las políticas internacionales de Irán, cosa que iba en contra de la política de los países de la CCG. 

Asimismo, Irán y Catar poco a poco fueron aumentando su relación diplomática oficial, asistiendo a encuentros en las capitales uno del otro. 

Todo esto fue visto por Arabia Saudita como un tipo de traición, ya que Catar cada vez se acercaba más a su gran enemigo.

Aparte de todo el tema de las relaciones con Irán, Catar siguió retando a Arabia Saudita y sus aliados de otras maneras. Una de estas, es por medio de los medios de comunicación. Me imagino que alguna vez habrán escuchado Al Jazeera. Esta es una red de medios, la cual pertenece al estado de Catar y su nombre significa enArabe “La Isla”.

Al Jazeera es un medio líder en el mundo Arabe y también es muy grande internacionalmente con sus canales y periódicos en inglés. Como sabemos, estamos en el siglo XXI y dominar la información, es sinónimo de poseer mucha fuerza e influencia. Es por eso que al Al Jazeera ser una red de medios tan grande, y ser auspiciada por Catar, esto le otorga un poder magnífico a este país.

Pero, ¿cuál es el problema que tienen los países del CCG con esta red de medios catari?

Pues les quiero contar que Al Jazeera se ha encargado de amplificar las voces de grupos a los que Arabia Saudita y el resto de países de la CCG se oponen. Entre ellos están por ejemplo, los Hermanos Musulmanes y grupos Islamistas extremistas como Al-Qaeda. Pues en los animes de vida de Osama Bin Laden, Al Jazeera transmitió varios de los videos grabados por él, cosa a la cual los países de la CCG se oponen fuertemente. 

Otra forma en la que Catar retó a todos estos países fue durante la primavera Arabe. Durante estos eventos, donde el pueblo de varios países del Medio Oriente intentaron derrocar a sus líderes, los medios de comunicación fueron claves para convocar a las protestas y hacer de este evento uno mucho más masivo. 

Entre estos medios de comunicación, uno de los más relevantes fue Al Jazeera. Debido a que en Bahrein las protestas de esta época fueron bastante fuertes y en otros países árabes del golfo también sucedieron, ellos no estaban muy felices con el apoyo a los protestantes por parte de la red de medios auspiciada por Catar, país que supuestamente era su aliado. 

Uno de los países que aunque no pertenece a la CCG, es uno de los mejores aliados de Arabia Saudita, es Egipto. Allí, en la primavera árabe, el pueblo derrocó a Housni Mubarak y se llevaron a cabo las primeras elecciones democráticas de ese país. En dichas elecciones, salió victorioso Mursi, un líder perteneciente a los Hermanos musulmanes, grupo al cual Arabia Saudita repudia y Al-Jazeera había estado apoyando.

 Esto aumentó aún más la tensión entre estos países. Y para finalizar, un año después de que Mursi subió al poder, el pueblo egipcio empezó a protestar por su liderazgo fallido y finalmente fue bajado del poder por medio de un golpe de estado realizado por el ejército de ese país. Cuando eso pasó, muchos miembros de la hermandad musulmana que estaban siendo buscados por el nuevo gobierno egipcio, llegaron a Catar y allí se les otorgó asilo político, cosa que otra vez, reto las políticas y a los aliados de Arabia Saudita. 

Desde estos momentos ya había una tensión muy grande entre Catar y el resto de países de la CCG y sumado a ellos Egipto. Ya en 2014, estos países querían romper relaciones con Catar, pero para hacerlo necesitaban el apoyo de Estados Unidos, el cual no consiguieron para hacerlo durante el mandato del presidente Obama. 

Sin embargo, esta ruptura de relaciones, era solo cuestión de tiempo, pues en el 2016, Donald Trump subió al poder en los Estados Unidos y para el 2017, ya había brindado el apoyo a los países del CCG y a Egipto para romper relaciones con Catar. Y vamos a ver qué paso con esto.

La Ruptura de Relaciones y la imposición del Bloqueo

En Junio del 2017, Arabia Saudita, Egipto, Los Emiratos Árabes Unidos y Bahrein, rompieron relaciones con Catar. Y no solo rompieron relaciones, sino que también les impusieron un bloqueo. 

Este bloqueo incluía la prohibición para aviones, barcos y camiones Cataríes, de pasar por espacio aéreo, o terrestre y de usar los puertos de cualquiera de estos países. Esto era un gran problema para Catar ya que estos son los países mas cercanos geográficamente. Por eso, este bloqueo, representaba una amenaza muy grave para la economía Catarí. 

Los países que impusieron el bloqueo, lo hicieron con el pretexto de que Catar estaba apoyando a grupos terroristas tales como los hermanos musulmanes y su rama palestina llamada Hamas. 

A los países que impusieron el  bloqueo, se les sumaron también otros países tales como Mauritania, Senegal, Omán, Yemen y otros más. Catar acepta que ha dado ayuda a grupos islamistas tales como Los Hermanos Musulmanes incluyendo a Hamas; pero al mismo tiempo niega cualquier apoyo a grupos como Al-Qaeda o ISIS.

Los miembros del CCG decían que para que el bloqueo se levantará, Catar tenía que hacer 4 cosas:

  • La primera, reducir sus relaciones diplomáticas con Irán
  • La segunda, poner un alto a su coordinación militar con Turquía, país con el cual las relaciones del CCG no son muy amigables
  • La tercera, dejar de apoyar a grupos como los hermanos musulmanes
  • Y la cuarta es cerrar la red de medios de Al-Jazeera

Adicionalmente, llegó un momento donde la copa mundial de fútbol de la FIFA que estaba planeada celebrarse en Catar en el 2022, se vio amenazada y esta organización empezó a buscar un plan B.

Esto sucedió debido a que este bloqueo hacía que la logística del mundial fuera casi imposible, además de otras razones como la cantidad de trabajadores muertos durante la construcción de los estadios, lo cual muestra malas condiciones para los trabajadores, y más. 

Otra consecuencia del bloqueo fue que cualquier ciudadano Catarí que vivía en alguno de los países que impusieron el bloqueo, fue expulsado del mismo. Cosa que causó mucha polémica ya que antes del bloqueo, las fronteras entre todos los países de la CCG estaban abiertas y había muchos Cataríes viviendo en otros países del concejo y con su expulsión, muchos vieron la ruina económica y la separación de sus familias. 

Además de todo esto, Catar se vio en graves problemas ya que su economía estaba basada en la exportación de petróleo y gas natural y la importación de la mayoría del resto de sus productos tales como alimentos, medicinas, carros y  aviones. Estos productos llegaban a Catar ya sea por medio de camiones que pasaban por su  única frontera por tierra que era con Arabia Saudita, o llegaban en barcos que venían de los puertos de Abu Dhabi y Dubai.

Y asimismo, la exportación de petróleo y gas natural, también se hacía por medio de barcos que llegaban a estos dos puertos.

Adicionalmente, el bloqueo aéreo, también le causó muchos problemas a este país, pues Catar Airlines es una de las aerolíneas más activas de la zona, y con el bloqueo, este país se vio obligado a redirigir todos sus vuelos por el espacio aéreo de Irán y Omán.  Esto hizo que cualquier vuelo que tenía como destino cualquier lugar que quedara más al occidente que Catar, se alargaría por mucho.

Durante el bloqueo, Catar se vio obligado a tomar acciones para que su economía no colapse. Por eso, aumentó sus relaciones diplomáticas y económicas con Irán, y además de eso Turquía jugó un papel muy importante ayudando a transportar mercancías cataríes por medio de un puente aéreo y una vía marítima entre los dos países. 

Adicionalmente Catar empezó a producir muchos de los productos que anteriormente importaba de otros países del CCG. Y así sobrevivió la economía Catari hasta hace menos de una semana.

La Resolución de la Crisis

Finalmente, hace 5 días (5/1/21), el líder de Catar visitó Arabia Saudita y allí se firmó un documento llamado “solidaridad y estabilidad”. Este documento terminó con el bloqueo a Catar que llevaba existiendo ya 3 años. 

Las charlas para firmar este documento llevaban ya casi un año, y los mediadores fueron Los Estados Unidos y Kuwait.   

Hay muchos analistas que dicen que el trato fue cerrado ahora debido a que los Saudíes le quieren mostrar al próximo gobierno de Estados Unidos, el de Boe Baiden, que si están dispuestos a negociar y que no siempre van a mantener una posición tan rígida. 

Ahora, Catar cumplio con las exigencias iniciales de estos países para levantar el bloqueo?

Pues la respuesta es que es muy pronto para saber, pero vamos a hablar un poco de lo que ya sabemos. 

Por un lado, se dice que Catar le va a pedir a Turquía que reduzca la cantidad de bases militares que posee en su país. Por otro lado, el ministro de relaciones exteriores declaró que Catar no reduciría sus relaciones con Turquía o Irán.

Además, Catar no ha expresado ninguna intención de cerrar la red de medios Al-Jazeera.

Muchos analistas creen que Catar va a hacer una serie de gestos durante los próximos meses, sobretodo para asegurar el mundial del 2022, pero que en realidad no va a cumplir al 100% ninguna de las demandas iniciales de los países que impusieron el bloqueo.

No sabemos qué va a pasar en realidad, así que tenemos que  quedarnos pendientes en próximos desarrollos que puedan haber en la región y en un par de meses o de pronto un par de años, podremos saber que tanto se acogió Catar a las exigencias de estos países. 

Para empezar, quiero contarles cómo se veía el mundo árabe antes de la primavera árabe. En varios de estos países, tenían el poder dictadores, en algunos casos eran militares, y en otros, simplemente dictadores que tienen el poder hace décadas y que no tenían bien a los países.

Muchos de estos países pasaban por situaciones económicas muy complicadas, tenían gobiernos extremadamente corruptos y totalitarios, altas tasas de desempleo, injusticia social y falta de derecho a la libre expresión en cuanto a opiniones políticas. 

Solo faltaba algo que encendiera la chispa del pueblo para hacer algo al respecto, y les voy a contar qué fue lo que hizo el trabajo. 

El Detonador de la Primavera Árabe

Todo empezó en Túnez en diciembre del 2010. Este es un país árabe en el norte de África, ubicado entre Algeria y Libia. Allí, existían todas las condiciones que mencione anteriormente.

El inicio de todo esto, cae sobre un solo hombre, Muhammed Bouazizi. Él era el dueño de un carrito donde vendía frutas en la calle. Un día, dos oficiales de la policía tunecina llegaron a su carrito y le pidieron los permisos para vender que Bouazizi no tenía. Cuando se dieron cuenta que Bouazizi estaba vendiendo verduras sin permiso del gobierno, estos dos oficiales le decomisaron la mercancía y según muchas fuentes lo golpearon y lo humillaron públicamente también. 

Cuando esto pasó, Bouazizi se dirigió hacia las autoridades locales para denunciar el acoso de estos oficiales de la policía, y no fue escuchado por nadie. Bouazizi en acto de desesperación e impotencia, se paró al frente de un edificio del gobierno, y se prendió a él mismo en fuego, cosa que fue causa de su muerte una semana después. 

Bouazizi se volvió un símbolo en Túnez, y su historia se extendió rápidamente por todo el país por medio de las redes sociales. Esto causo que el pueblo Tunecino saliera a las calles a protestar de manera masiva. 

Una sola semana después de la muerte de Bouazizi, el dictador Tunecino que llevaba más de 20 años en el poder, Ben Ali, huyó a Arabia Saudita y así cayó su gobierno. 

Debido a la alta cobertura de estos eventos en las redes sociales, esta historia se extendió por todo el mundo árabe e inspiró a varios ciudadanos en diferentes países a salir a las calles y protestar en contra de sus dictadores. Además, la efectividad de las protestas en Túnez, fue una motivación muy significativa para los ciudadanos de los otros países, ya que vieron que protestar, si funciona. 

Después del caso de Túnez, empezaron a brotar protestas en varias partes del mundo árabe, algunas más significativas y otras más moderadas. Lo cierto es que ninguna dio un resultado tan efectivo como el de Túnez. En cada uno de estos países, el resultado de estas protestas fue diferente, así que vamos a hablar de algunos de ellos. 

La Primavera Árabe en Egipto

Allí gobernaba un militar llamado Hussni Mubarak desde el año 1981 y estamos hablando del 2011. La situación económica en Egipto estaba ya muy complicada y además de eso, el gobierno callaba o encarcela a cualquier tipo de oposición. 

Mubarak de hecho expresó el deseo de heredar algún día el trono a su hijo, intentando así crear una dinastía y eliminando toda posibilidad de democracia a la que el pueblo aspiraba. 

Con la llegada de las noticias sobre los eventos sucedidos en Túnez, casi inmediatamente el pueblo Egipcio salió a las calles para buscar un resultado parecido. El lugar de reunión, era una plaza en el centro de El Cairo, llamada “La Plaza de Tahrir” o en Español, “La Plaza de la Liberación”.

Allí se reunieron millones de Egipcios para protestar pacíficamente en contra de las injusticias de su gobierno. Pero el aspecto pacifico no duró mucho. El gobierno de Mubarak fue el primer agresor, pues intentó apagar las protestas con violencia en contra de los protestantes. Esto solo hizo que más y más personas salieran a las calles a protestar. 

Las redes sociales jugaron un papel muy importante en todo esto, pues por medio de ellas, se coordinaban la protestas y se pasaba contenido que estimulaba a la población a seguir protestando. En Egipto, hasta hubo una canción de la revolución llamada en árabe “Sout al Horeya” lo que traduce: “La Voz de la Libertad”.

Su coro dice así: “En todas las calles de mi país, la voz de la libertad llama. Ya no nos importa tener hambre, lo que nos importa son nuestros derechos. Vamos a tener que escribir nuestra historia con sangre, y si fueras uno  de nosotros, no nos dirías que abandonemos nuestros sueños.”

Tantas personas salieron a protestar, que después de mucha violencia y duras batallas en contra del gobierno, en febrero del 2011, cayó el gobierno de Mubarak. Este dictador fue detenido en una facilidad militar y liberado en el 2015. 

Con la caída de Mubarak, en el 2012, se celebraron las primeras elecciones democráticas populares en Egipto. Estas elecciones las ganó Muhammad Morsi, el líder de la hermandad musulmana en el país. La hermandad musulmana es un grupo Islamista egipcio que existía desde los años 20’s del siglo pasado. Los hermanos musulmanes, tuvieron un papel muy importante en las protestas ya que Mubarak era totalmente laico. 

A Mursi, no le duró mucho el gobierno, pues fue un líder ineficiente, quería Islamizar mucho al país y el pueblo no estaba contento con él. Es por eso que solo un año después de que este subió al poder, el ejército le hizo un golpe de estado y así subió al poder el actual líder egipcio Abdel Fattah Al Sisi, un militar totalitario que no es muy diferente a Mubarak, algunos dicen que es aún peor. 

Todo esto significa que el gran esfuerzo del pueblo egipcio, no sirvió de nada a largo plazo, pues volvieron a una situación igual o peor a la que tenían en 2011. 

La Primavera Árabe en Libia

Después de ver los casos de Túnez que fue un éxito, y de Egipto que en un principio también lo fue, que de hecho son dos países con los que tiene frontera, Libia también salió a la calle para intentar derrocar a su dictador: Muammar Al-Ghadafi, quien llevaba ya 40 años en el poder.

Los libios querían probar también el sabor de la democracia, y por eso salieron a protestar. En este país, los protestantes no fueron tan pacíficos como en los últimos dos, sino que estaban armados. Al principio con armas caseras como bombas Molotov, después, mientras las cosas se escalaban, parte del ejército se empezó a pasar al lado de los protestantes, y así, estas revueltas se convirtieron en una guerra civil. 

Dentro de la oposición, se formó un grupo líder, llamado “el consejo nacional de transición” que contaba con armas y muchos seguidores y que pretendía bajar a Gadafi del poder, para así traer democracia a Libia.

Esta guerra civil fue muy violenta, incluía torturas, asesinatos y revueltas muy agresivas. Después de casi 8 meses de guerra y decenas de miles de muertos, los rebeldes, apoyados por la OTAN, llegaron a Gadafi y lo dieron de baja. Así terminó la guerra civil y el consejo nacional de transición subió al poder.

La tranquilidad en Libia tampoco duró mucho, pues en el 2014, empezó en Libia una segunda guerra civil que se ha extendido hasta hoy en día y que vamos a dejar para otro episodio del podcast. 

Entonces la primavera árabe dio resultados en Libia? Si, bajaron al dictador autocrático y corrupto  que llevaba 40 años en el poder, pero la situación ahora, no esta mejor.

La Primavera Árabe en Siria

En este país, gobernaba Bashar Al Assad ya 11 años, pero este había recibido el poder de su padre que llevaba en el poder desde 1970. Los Assad son Chiias Alawitas, parte de una secta que representa solo al 12% de la población siria, mientras que la mayoría son Sunitas. 

Como en la mayoría del mundo Arabe, los ciudadanos Sirios no estaban satisfechos con su líder. Había mucha pobreza y un líder muy corrupto. Inspirados por lo que ya habían visto pasar en el resto de países Árabes, unos jóvenes salieron a la calle a pintar Graffitis anti-Assad. Estos jóvenes fueron arrestados y torturados, cosa que causó mucha furia en el pueblo que salió a las calles a protestar.

El gobierno, rápidamente respondió con mucha violencia, cosa que hizo que parte del ejército desertara y se pasará al lado de los rebeldes. Como esto parecía una guerra entre Sunitas representados por los rebeldes, y Chiitas, representados por el gobierno de Assad, los países musulmanes Sunitas como lo son los del golfo, entraron a ayudar a los rebeldes; y el país musulmán Chiita, Irán, entró a apoyar a Assad.

No solo países se metieron a la guerra, sino que también entraron en ella grupos terroristas. En el lado sunita entró Al-Qaeda y más tarde ISIS y en el lado Chiita, Hezbollah. 

Ademas de todo esto, un grupo étnico reprimido en Siria, aprovecho la situación y formar el tercer frente de la guerra para ganar territorio e intentar conseguir independencia. Estoy hablando de los Kurdos. 

Por último, potencias mundiales como Estados Unidos y Rusia, entraron a apoyar al lado sunita y al chiita respectivamente. Siria se convirtió en un campo de batalla internacional, de donde han salido más de 6 millones de refugiados y otros millones mas de refugiados internos. Además, sus ciudades principales han sido destruidas y esta guerra ha dejado cantidades exorbitantes de muertos. 

Este es el único resultado, ya que Bashar Al-Assad sigue hasta hoy en el poder. Si quieren profundizar un poco más sobre este tema, les recomiendo escuchar el episodio del podcast llamado “Qué Carajos esta Pasando en Siria”

La Primavera Árabe en Yemen

Pues en este país, en el 2011, el pueblo también salió a protestar para bajar a un dictador que llevaba ya más de 20 años en el poder. Su nombre es Ali Abdullah Saleh. Esto por causas parecidas a las de los otros países, tales como corrupción y desempleo.

En este caso, la situación era al contrario que en Siria. Pues el gobernante de Yemen, Saleh, era musulmán Sunita y el grupo de rebeldes más fuertes eran los Chiitas. Este grupo de rebeldes se llamaban los Huthis.

Saleh, salió rápido del poder y lo sucedió su vicepresidente llamado Mansour Hadi, líder con el que el pueblo tampoco estaba contento. Los Houthis siguieron tomando fuerza y representando al lado Chiita. Toda esta inestabilidad en el país, le dio pie a grupos terroristas Sunitas para entrar al país y jugar un papel en esta guerra civil. Entre ellos, Al-Qaeda e ISIS. 

Después de una corta alianza entre el presidente Hadi y los Houthis, Hadi huyó a Arabia Saudita. En ese momento, los Houthis la milicia chiita tomó mucha fuerza. Ahí fue cuando esta guerra se volvió un campo de batalla internacional. Pues Irán empezó a apoyar a los Houthis como la potencia chiita, y Arabia Saudita a el ejercito de Hadi.

Esta es una guerra civil sin fin. Pues los ciudadanos de Yemen han sufrido tanto como los Sirios. Yemen hoy en día, se considera el país con la  peor crisis humanitaria del mundo y a pesar de eso, la guerra continúa hasta ahora. 

Si les gustaría profundizar más en este tema, les recomiendo escuchar el episodio de Yemen del programa. 

La Primavera Árabe en las Monarquías del Medio Oriente

Por último, quiero hablar de los países donde ocurrieron protestas durante la primavera árabe pero  que esto no se escalo mucho. Esto sucedió principalmente en las monarquías del mundo Arabe. Estoy hablando de Jordania, Omán, Bahrein, Arabia Saudita y Marruecos principalmente. 

En estos países si hubo protestas en las calles y  las mismas, lograron cambios a menor escala tales como creación de una constitución o un parlamento, pero sin tumbar a ninguno de sus líderes. Así mismo, la violencia en estos países fue mucho menor y la mayoría  de protestas fueron pacíficas. 


Este fue un extenso recorrido por varios países que estuvieron involucrados en la Primavera Arabe. Me era importante hablar de cada uno de ellos porque quiero que se entienda que aunque la  Primavera Arabe fue una serie de eventos de carácter parecido que sucedieron al rededor del mundo Arabe, en cada país se manifestó diferente, se escaló a diferentes niveles y llevó a diferentes  resultados. 

Consecuencias de la Primavera Árabe

Como podemos ver, hay resultados positivos y resultados negativos de la Primavera Arabe en diferentes países. Estos eventos terminaron en guerra civil en países como Siria, Yemen y Libia; en otros países como Egipto el cambio que se dio, fue reversado. En las monarquías, por otro lado, se puede decir que los resultados fueron positivos ya que las protestas lograron hacer pequeños cambios que favorecieron a la población y sus derechos. Y por último, el país que diría yo que tuvo el cambio más positivo fue Túnez. Este país actualmente se encuentra en un proceso largo pero consistente para lograr una democracia absoluta en el país, y los Tunecinos están haciendo un buen trabajo con esto. 

Si miramos atrás y analizamos todos los países que hemos mencionado, podríamos decir que la primavera Arabe empeoro, envés de mejorar  la situación de la mayoría de ciudadanos del mundo árabe, exceptuando pocos casos como lo es el de Tunez. 

Otra consecuencia de la primavera árabe que hay que considerar, es que los grupos Islamistas han cogido mucha más fuerza que antes en muchos de estos países. Esto es debido a que la mayoría de líderes pre primavera árabe, eran totalmente laicos. Y como conocemos en la historia del mundo y no solo en la del medio oriente, cuando hay alguien que está en el poder y lo hace mal, la entidad opuesta coge fuerza. Por eso, estos grupos Islamistas tales como los hermanos Musulmanes en Egipto ahora tienen más popularidad. 

Otra consecuencia, de la primavera árabe, es la creación de escenarios de batalla para que las potencias sunitas y las potencias chiitas luchen unos contra otros por medio de grupos proxys. Esto lo podemos ver en el caso de Siria y en el caso de Yemen. 

Otra consecuencia más, es la ruptura del miedo. Me refiero con esto a que la primavera Arabe, fue el primer evento en la historia del Medio Oriente moderno donde fue el pueblo quien se rebeló en contra de sus gobernantes. Cuando esto pasó, el miedo de hacerlo desapareció. Muchos expertos dicen que los eventos de 2011, fueron solo el inicio, y que la primavera Arabe no ha terminado. Como prueba de esto está lo que muchos llaman la segunda ola de la Primavera Arabe. En 2019, países como Líbano y Sudán, experiencias también protestas masivas que en Líbano por ejemplo, hicieron renunciar al primer ministro. 

A lo que quiero llegar es que aunque ya pasaron 10 años desde el inicio de la Primavera Arabe, todavía no ha pasado suficiente tiempo para entender cuáles son sus resultados finales. La Primavera Arabe empezó procesos que no han terminado y que todavía pueden seguir cambiando al Medio Oriente de maneras extremas. 

Otra cosa que quiero que aprendamos es que las revoluciones son eventos impredecibles. Nunca se puede saber a dónde van a llevar y qué cambios van a traer. Esto es debido a que las revoluciones llevan al caos, y cuando hay caos, las cosas pueden tomar cursos inesperados.